• mayo 24, 2024

Arquitectura sostenible busca un mejor futuro a través de obras con impacto medioambiental

La palabra sostenibilidad se acuña inicialmente en inglés, “sustainable”, todos dicen en español sustentable o sostenible que en algunos casos y sin entrar en discusión, pueden llegar a verse como sinónimos. Básicamente, la palabra sustentable o sostenible, tiene que ver con un equilibrio entre lo social lo económico y lo medioambiental, estos son los tres pilares fundamentales de la sostenibilidad.

Dentro de lo que se conoce como la arquitectura sostenible se busca lograr un equilibrio entre los recursos económicos que se utilizan para generar la obra o la construcción, el impacto medioambiental que la construcción genera sobre el planeta, sobre la tierra, sobre el medio ambiente y finalmente este equilibrio se logra cuando el proyecto toma en cuenta durante el proceso los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Entre los cuales se pueden destacar las energías limpias, el consumo responsable de los recursos no renovables, la salud, ciudades y comunidades sostenibles, producción y consumo responsable, agua limpia y saneamiento, etc. A partir de ahí y una vez concluida la construcción del edificio, este, tiene la ventaja de uso racional o eficiente de la energía, lo mismo sucede con el agua y por supuesto el impacto de la huella de carbono que genera este edificio.

Marcelo Valenzuela, Director Ejecutivo de Valenzuela & Asociados S.R y  Presidente del Green Building Council Bolivia, explicó que, existen varias certificaciones que validan estas prácticas, por un lado la certificación LEED (Liderazgo en Energía y Diseño Ambiental) y por otro lado la certificación EDGE en ambos casos estas certificaciones estarían avalando (como dice el término certificando) que las prácticas que se han llevado adelante durante el proceso constructivo y la habitabilidad del edificio son efectivamente acordes o están efectivamente alineadas con los estándares mínimos como para ser declarados edificios eco-sostenibles.

La certificación LEED maneja varias categorías de créditos algunas de ellas están ligadas con el entorno el enlace o conexión con la ciudad, con el alcance que tiene el edificio en la zona que se ha desarrollado, además tiene mucho que ver con el tema de la ciudad amigable con el peatón, de la peatonalización de la ciudad o de lograr alcanzar la conectividad con lugares que son de visita o consumo diario como bancos panaderías supermercados, etc.

Se pretende que el edificio se ubique en zonas que ya han sido previamente desarrolladas para aminorar el impacto ambiental de zonas vírgenes, de la misma manera y al lograr una ciudad caminable, se pueda evitar la contaminación que producen los automóviles y al mismo tiempo incentivar a las a las personas a caminar y que puedan mejorar su salud. 

La certificación LEED también menciona el tema del transporte, de mejorar el transporte público de mejorar el acceso y la calidad del transporte público, de la misma manera de cómo se maneja el sitio o la tierra y de cómo el edificio puede aportar a mejorar su eficiencia respecto del clima y su entorno, sea el caso por ejemplo de infiltraciones naturales en el manejo de agua de lluvia o la misma orientación del edificio, que pueda proponer sombra a espacios que así lo requieren.

Valenzuela indicó que se trabaja bastante con el tema de la orientación y de las ventajas de iluminación y ventilación que se tiene respecto de este punto, la certificación LEED menciona una calidad de aire interior por ejemplo. “Nosotros en la mayoría de nuestros edificios tenemos espacios que tienen aire acondicionado tipo Split, estos equipos de aire acondicionado solamente enfrían el ambiente y no renuevan el aire entonces, si tenemos una sala de reuniones donde hay 12 a 14 personas y tenemos un equipo de aire acondicionado de Split las personas van a empezar a consumir el oxígeno durante la reunión, va a ir bajando ese nivel de oxígeno, las personas van a empezar a tener sueño, hay una contaminación del aire de la calidad del aire con dióxido de carbono por lo que este espacio requiere una inyección de aire fresco de aire renovado con oxígeno”, explicó.

Añadió que normalmente un edificio tradicional no contempla estas situaciones que pueden ser pequeñas, pero finalmente afectan bastante a la salud de las personas. Asimismo, es importante tener acceso a ventanas que se puedan abrir y así ventilar los espacios hacer inyección de aire en estos espacios que tienen los aires acondicionados tipo Split. De la misma manera cuando se habla de la calidad de aire, del control del tabaco, del uso de químicos para la limpieza, de los productos que se utilizan en la construcción, pegamentos que contienen solventes dañinos o barnices que contienen uro-formaldehídos y que son bastante dañinos para la salud, en general, el uso responsable de los materiales que son amigables con el medio ambiente y que también afectan a la calidad del aire que estamos respirando.

En este sentido, el arquitecto Valenzuela, dijo que  se trata de usar pinturas de bajo componentes orgánicos volátiles estos componentes son algunos residuos que, con el paso del tiempo, se van desprendiendo de las pinturas, nosotros los inhalamos y pueden tener y causar enfermedades respiratorias, algunos son cancerígenos, lo mismo el uso de asbestos que ya están prohibidos por la organización mundial de la salud y en algunos países como Bolivia siguen utilizando. 

Po lo tanto, indicó que la certificación LEED va analizando no solo el tema de calidad aire interior, sitios sustentables, la respuesta climatológica que tiene el edificio en la búsqueda de alcanzar confort térmico y acústico logrando que los espacios sean agradables en cuanto a temperatura se refiere y a aislación o absorción acústica que se pudiera alcanzar.

En el caso de la certificación LEED también se tocan puntos como prioridad regional que son aquellos que pueden contribuir a solucionar o mitigar problemáticas de la región; además, se ve el tema de los materiales durante el proceso, se prevé almacenamiento y recolección de todos los reciclables de la obra para que durante el proceso constructivo no sea un edifico que aporte a la contaminación medioambiental. La certificación LEED requiere un plan de manejo de agua de lluvia durante la construcción.

La categoría más importante que tiene la certificación LEED se llama Energía y Atmósfera dentro de energía y atmósfera tenemos situaciones de cómo monitorear el consumo de la energía por un lado y por otro lado cómo reducir el consumo de la energía producida por energía fósil es así que se produce energía renovables, energías limpias en el propio edificio, ya sean con paneles solares o con vidrios que generan energía o los ahorros energéticos que se pueden lograr teniendo una buena aislación térmica, en este caso las ventanas que tienen doble vidriado hermético para que no pase el calor, entonces los equipos de aire funcionan menos tiempo para enfriar los ambientes. Básicamente en lo que se refiere a confort térmico se pueden lograr ahorros considerables de energía cuando se trabaja con la energía eficiente.

El  Presidente del Green Building Council Bolivia, sostuvo que, en el caso de la certificación EDGE maneja tres categorías básicas que son agua energía y huella de carbono en las tres  categorías se pretende ahorrar un mínimo de un 20% sobre un edificio estándar en la misma zona, porque estos trabajos se hacen con geo-referencia entonces la comparativa o la base está tomada del sitio o del lugar donde se va a construir el edificio.

En el caso de la energía en la certificación EDGE se pueden hacer todas las prácticas para reducción del consumo de energía, por supuesto las clásicas son focos LED, automatización de encendido y apagado de luces en los pasillos, paneles fotovoltaicos en la cubierta para generar energía eléctrica, ascensores que generan energía cuando suben y bajan. Es fundamental la aislación térmica en las ventanas para reducir los consumos de aire acondicionado y calefacción y todas las otras prácticas que pudieran ayudar a un bajo consumo de energía no renovable o energía fósil.

Por otro lado, en la certificación EDGE también está el tema del agua dónde se pueden realizar distintas prácticas de reciclado del agua; por ejemplo, llevando adelante construcciones de edificios donde tienen un reciclado de las aguas de lavamanos y duchas y ese agua se recicla se le hace un tratamiento y se vuelve a inyectar a la red para el consumo en los inodoros exclusivamente, vale decir que en ese edificio todos los inodoros utilizan agua gratuita.

En el tema del agua tiene mucho que ver la elección de los artefactos, los inodoros pueden de doble descarga o inodoros ahorradores lo mismo pasa con las duchas que tienen que ser duchas ahorradoras grifos de lavamanos grifos de cocina que son ahorradores y de esa manera podemos lograr reducir el consumo del agua en al menos 20% y por último en la certificación EDGE tenemos el tema de la huella de carbono, el impacto de la huella de carbono se puede reducir de acuerdo a los tipos de materiales que se están utilizando la gran pregunta es ¿cómo se logra todo esto?

En el caso de la certificación LEED es un proceso administrativo que se lleva donde hay unas guías para ir paso a paso diseñando el edificio y proyectando el tema de la construcción del mismo, por otro lado en la certificación EDGE existe un software que está provisto por el Banco Mundial eso vale la pena aclarar que la certificación EDGE es una certificación creada por el Banco Mundial, es libre y gratuita para uso a nivel mundial, mencionaba que se puede trabajar con este software en el cual se va eligiendo los parámetros y puede utilizar este como una herramienta de diseño.

Valenzuela afirmó que, en Bolivia hay  varios edificios que son certificados LEED entre algunos de ellos en Santa Cruz Manzana 40 se realizó todo el proceso para la certificación en el Hotel Marriott, se llevó adelante el proceso, pero no llegó a certificarse entiendo por temas internos de manejo administrativo del edificio. “En La Paz tenemos el edificio de la corporación Andina de fomento que tiene certificación LEED fue uno de los primeros acá en Bolivia. En este momento estamos trabajando con la certificación EDGE a nivel nacional”,  indicó.

Añadió que, en la ciudad de La Paz el edificio Bob Tower Jr. fue certificado como el primer edificio EDGE en Bolivia, se está trabajando también en las oficinas de UNICEF de la ONU para la certificación EDGE de la misma manera las oficinas del Banco Mundial. Con el tema de la certificación LEED, el edificio Green Tower llevó adelante el proceso de la certificación; sin embargo, todavía está pendiente que puedan mandar toda la documentación para la revisión final.

“En el municipio de Santa Cruz se ha aplicado una serie de conceptos similares a los que hace mención este documento para generar la normativa que habla de arquitectura o edificios Eco-Sostenibles. Estos edificios tienen que cumplir ciertos parámetros que los convierten en edificios eco sostenibles y el municipio cuando esto sucede permite a la empresa desarrolladora o al proyectista o a los arquitectos construir un 30% más sobre el índice de aprovechamiento normal que tiene vale decir que tienen una premiación en cantidad de metros cuadrados construidos”,  manifestó Valenzuela.

Finalmente, es recomendable tomar estos conceptos y poderlos plasmar en el diseño de los edificios y de esta manera contribuir a la mitigación de los efectos del cambio climático, lograr mayor confort para los usuarios y reducir los impactos medioambientales, así como también los costos de mantenimiento.

¿Cómo trabajar en una  arquitectura sustentable?

Carlos Alberto Morales, presidente del Colegio de Arquitectos de Santa Cruz,  sostuvo que para realizar una arquitectura sustentable primero hay que escoger los materiales correctos  y deben ser amigables con la naturaleza y que  hayan sido producido industrialmente con los estándares respetando el medioambiente y el habitad, es decir, se puede usar barro, materiales reciclados y una serie de productos.

Posteriormente, escoger un buen proyecto de arquitectura, lo cual implica manejar los asolamientos, cruces de vientos, cambios de aire internos del hogar, romper con la relación entre luz y calor, para respetar los ventanales de manera que la casa tenga un microclima especial; por ejemplo, de día sea más fresca y de noche cálida aprovechando la trasmisión de calor que tiene cada uno de los materiales y por último apoyarse en la tecnología, ya que está avanzando para hacer edificios y casa eco sostenibles.

“En este último podemos  reutilizar el agua, captura y reconducción del agua en ciertos lugares del baño, para que no sea preciso utilizar el agua potable. Hay máquinas que sirven para cambiar el aire de la casa de una forma mecánica sin necesidad de tener aire acondicionado o equipamiento que nos consuma mucha energía”,  indicó Morales.

 En comparación a otros años el incremento de hacer una arquitectura sustentable fue sustancioso  por dos razones: El municipio ya implementó en el Código de Urbanismo y Obra  que da beneficios a edificios que sean eco sostenibles y por último la madurez de la población que utilizará esos espacios de habitad, porque entendemos que se debe realizar respetando la naturaleza.

Espacios que contribuyen un ambiente saludable

Morales afirmó que, el primer paso es la eficiencia energética, lo cual implica que se debe producir utilizando energía turbinas que alivian al medioambiente y el segundo elemento, las viviendas ya vienen con habitad especial y que todo los materiales que se están utilizando en estas obras que se puede clasificar vienen de producción que respeta el medioambiente. 

En Santa Cruz se observa edificios sustentables, recién se dio una mención al Majo Hamacas, que es un edificio que logró un reconocimiento del  Green Building Council Bolivia (GBCB) y del Colegio de Arquitectos de Santa Cruz por haber alcanzado el estándar de diseño de edificio ecosostenible para la obtención de la certificación LEED.

Majo Hamacas  está ubicado en la zona Norte de Santa Cruz de la Sierra, es un proyecto inmobiliario ecosostenible de Eleva Green, cuenta con 51 unidades de apartamentos. Entre los criterios tomados en cuenta se encuentran sistemas avanzados de renovación de aire, tratamiento de aguas grises para la reutilización en el sistema sanitario, y la implementación de paneles solares que alimentan la totalidad de los equipos de las áreas comunes, desde los ascensores hasta la iluminación, garantizando así un consumo energético eficiente y responsable.

La envolvente del edificio está diseñada para optimizar el confort térmico y visual, mediante fachadas ventiladas, cortinas de vegetación, celosías móviles, doble muro y vidriado en ventanas, así como techos verdes, favoreciendo la reducción del consumo energético y promoviendo la armonía con el entorno natural.

La iluminación y ventilación natural son protagonistas en la mayoría de los espacios interiores y áreas comunes, y gracias a su diseño lumínico, no solo ofrece comodidad al usuario, sino que también respeta y preserva la biodiversidad del entorno.

Diseño funcional y compacto es también un medio para abordar preocupaciones ambientales y promover espacios de viviendas más inclusivos y asequibles en el mercado.

Durante la fase de construcción, se implementaron prácticas responsables de gestión de residuos, con la separación y derivación adecuada hacia centros de reciclaje, mientras que materiales como la madera fueron reutilizados en la fabricación de mobiliario para las zonas comunes, reflejando así un compromiso integral con la sostenibilidad y el cuidado del medio ambiente.

Colocar en  recuadro

Algunas  técnicas y pilares básicos de la Arquitectura Sostenible:

1. Estudiar las condiciones del entorno: A la hora de construir una vivienda sostenible es importante tener en cuenta el entorno donde se va a realizar mediante un análisis exhaustivo del territorio, la ubicación, las condiciones climáticas de la zona, la ventilación, los árboles u edificios de alrededor que puedan impedir la entrada de luz natural, etc.

2. Tener en cuenta su diseño y orientación: Una orientación óptima es un aspecto muy importante para minimizar el consumo de energía. Es decir, que la dirección por la que entran la luz y la radiación solar sea la más idónea posible para aprovechar esta fuente de calor natural. Un diseño alineado con la orientación solar permite aprovechar la posición del sol para captar la mayor cantidad de luz durante el día.

3. Determinar cómo se usará y conservará la energía: Además de procurar obtener un excelente aislamiento, el uso de celosías y persianas orientables contribuye a la eficiencia energética actuando como enfriadores de construcciones pasivas. También es importante considerar el uso de energías renovables como placas solares y paneles fotovoltaicos, generadores de energía eólica, biogás, leña, etc. Actualmente son varias las opciones respetuosas con el medio ambiente.

4. Usar materiales naturales, reciclados o reciclables: Es importante contar con materiales sostenibles con el fin de minimizar el impacto ambiental de los edificios, por ejemplo, seleccionando materiales naturales como revestimientos de techos, fachadas y cubiertas. Utilizar materiales reciclados para la fabricación de nuestros sistemas de celosías nos permite reducir gastos, ahorrar en recursos y disminuir nuestra huella ambiental minimizando las emisiones de CO2.

5. Reducir, reciclar y reutilizar residuos: Muy relacionado con el punto anterior, la reducción o eliminación de residuos del entorno es un punto clave de la arquitectura sostenible, que ha empezado a incorporar cartón y metal como elementos fáciles de reciclar y reutilizar mediante procesos de fabricación y así poder volver a integrarlos dentro de la cadena y disminuir su impacto ambiental. También es importante evitar materiales contaminantes que puedan ser un riesgo para la salud los ocupantes.